TDAH que es

Trastorno de hiperactividad con déficit de atención (TDAH) en niños ¿Qué es?

TDAH significa Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad por sus siglas. Es un trastorno neurobiológico y sus patrones de conducta característicos son: hiperactividad,  falta de concentración e impulsividad. Se manifiesta en la infancia pero puede persistir hasta la adolescencia e inclusive hasta la edad adulta.  Aquí conocerás sus características principales, causas y tratamientos.

Características principales del TDAH

El TDAH es el trastorno de comportamiento más frecuente. Es detectado generalmente en los niños en edad escolar, casi siempre a partir de los 7 años y es más frecuente en niños que en niñas. Muchas veces resulta difícil diagnosticarlo porque sus manifestaciones son muy variadas, puede presentarse con uno o varios de los comportamientos característicos:

  • Falta de atención: El niño no puede concentrarse en una tarea en particular. Son olvidadizos y distraídos. Suelen ser lentos y pierden mucho tiempo para hacer las cosas. No terminan lo que comenzaron.
  • Hiperactividad: Son muy inquietos y resulta difícil verlos sentados y callados por un rato. Se apresuran para hacer las cosas, razón por la cual con frecuencia cometen errores. Suelen correr, brincar o trepar constantemente.
  • Impulsivo: Presentan dificultad para esperar, interrumpen o hacen cosas sin pedir permiso. A veces actúan de forma arriesgada. Son impacientes.

terapia hiperactividad

Es importante tener cuidado en el diagnóstico porque estas son características propias de todos los niños. Todos son comportamientos que se aprenden a manejar a medida que el niño madura, adquiere habilidades sociales y se adapta al entorno. En su proceso de evolución aprende a escuchar, ser paciente, pedir permiso, prestar atención, etc.

Un   síntoma que puede indicar el trastorno es cuando este proceso de maduración y aprendizaje no se da o no es normal para su edad, también puede ser que comience a  tener problemas en el colegio o cualquier otro entorno donde el niño se encuentre.

¿Debo consultar al médico?

Cuando exista la sospecha de un trastorno del comportamiento se debe consultar a un especialista, él es quién puede indicar cuál es el tipo de trastorno. Con un tratamiento adecuado, el TDAH puede mejorar e incluso normalizarse, aunque eso dependerá de la gravedad del caso.

Tratamientos para el TDAH

Existen diferentes métodos para tratar el trastorno:

  • Terapia conductual: personal especializado (terapeutas) enseñan a los niños a desarrollar destrezas de comportamiento social.
  • Apoyo del maestro: el maestro es parte fundamental en este proceso. Debe tener la información necesaria sobre la situación del niño y la forma en que debe ser tratado en la escuela para colaborar con su evolución. Los padres deben trabajar en unión de los maestros.
  • Apoyo de los padres: de igual forma que los maestros los padres debe tener el conocimiento y las herramientas adecuadas para saber apoyar al niño. También deben saber responder a las dificultades que se presenten. Buscar apoyo y orientación profesional es vital.
  • Medicamento: los medicamentos no curan el trastorno ni enseñan habilidades sociales pero ayudan con los síntomas del TDAH, mejoran los niveles de concentración y a estar más tranquilos. No todos los niños necesitan ser medicados.

Es importante que la familia tenga la información necesaria para tratar al niño, además debe brindarle mucho amor y apoyo. Darle el tratamiento adecuado, velar porque tenga una alimentación saludable, que duerma lo suficiente y que haga ejercicio, son medidas que pueden ayudar en su recuperación, por supuesto esto dependerá del caso.

Causas del Trastorno de hiperactividad con déficit de atención

No se sabe cuáles son las causas del trastorno TDAH pero algunas posibilidades que se manejan son: herencia genética, exposición del feto a sustancias nocivas (alcohol, nicotina, medicamentos), sustancias nocivas del medio ambiente (plomo en el cuerpo) o problemas en la anatomía del sistema nervioso central.

Existen teorías que sostienen que las vacunas, las alergias alimentarias o los aditivos químicos de los alimentos pudieran ser causas de TDAH pero no existe ningún estudio científico que apoye estas teorías.

La crianza inadecuada, el consumo excesivo de azúcar o el uso de videojuegos no son causas de TDAH.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *